close
«El cuentu de la bona pipa»

«El cuentu de la bona pipa»

2010-05-03380Visitas

alvarezarecesvicente_grandeNun sé si dalgún de los qu’entra a lo callandino nesti blogue, nun conoz «El cuentu de la bona pipa». A mi cuntábenmelu de pequeñu y dábame siempres muncha rabia. En realidá, pa los que non lu conozan, nun ye un cuentu, sinón un mou de «toma-y el pelo» al interllocutor. Una engañifa. Entrúgase-y a un neñu que si quier que-y cuente’l cuentu de la bona pipa, y esti suel dicir que «sí». El malváu executor de la broma contesta: «Yo nun digo que sí, digo que si quies que te cuente’l cuentu de la bona pipa». «Non». «Yo nun digo que non…» etc. etc. y asina, diga lo que diga, ad infinitum.

Pues bien, el Presidente del Gobiernu Asturianu, o seya, el de «tolos asturianos», y los miembros del so gabinete, lleven munchu tiempu, demasiao, xugando con nosotros al «cuentu de la bona pipa». La última d’elles, nel pieslle del Seminariu d’Emplegu de periodistes europeos, «Crisis y lecciones». Na so intervención el señor Álvarez Areces volvió a dicir too eso tan masuñao de «la sociedá convive ensin conflictu», «los que quieren la oficialidá son una minoría», y que tampoco nun hai conflictos nel aprendizaxe del asturianu nel sistema educativu. O seya, lo de siempre.

Da igual les veces que se-y retruquen a estos «topicazos». Ye inútil la cantidá y calidá d’argumentos que se-yos apurran a estos gobernantes. Na so prósima intervención pública van volver a soltar lo de «que si quies que te cuente’l cuentu de la bona pipa», porque ta claro que lo que digamos nosotros nun va a face-yos cambiar el so discursu. Citen de carrerilla, como la llista de los Reis Godos.

Porque nun ye ésta la primer vez que se-yos entruga, que por qué saben que los que quieren l’asturianu como llingua oficial son una minoría. ¿D’ónde lo saquen? Mas bien paez lo contrario. Toles encuestes OFICIALES, o seya, encargaes pol propiu gobiernu, que se ficieron hasta agora, dieron que la mayoría de los asturianos nun tienen nengún problema en que l’asturianu seya oficial y que taríen dispuestos a sofitalo. Encuestes encargaes al señor Llera Ramo, caderalgu de Ciencia Política y de l’Administración del País Vascu, Miembru de l’Academia Europea, ente otres munches titulaciones, y direutor del Euskobarómetro, observatoriu d’opinión pública, evaluación y análisis políticu. ¿Cómo valora, entós, el señor Álvarez Areces, eso de que somos una minoría? ¿A qué bruxu, chamán, encantador de culiebres, vidente, astrólogu o magu acude pa saber eso? ¿O ye que va él, xunto cola conseyera de cultura y el d’educación cuntándolos ún a ún? ¿Somos minoría los que queremos que la llingua seya oficial? Si nun se faen casu a les encuestes, la única manera de sabelo sedría convocando un Referendum sobre’l tema. ¿Por qué nun lu convoca pa sabelo? Yo, pola mio parte taría encantáu de poder votalo. Que lo faiga.

Pero ye que, amás, anque fuéremos una minoría los que queremos que la nuestra llingua seya oficial, como les demás llingües del Estáu, tamién tendríemos derechu a ello. Si non ¿qué democracia ye ésta na que nun se respeten los drechos de les minoríes? Nosotros nun queremos imponer nada a esa supuesta mayoría, nun queremos que naide emplegue l’asturianu sinón quier, lo único que queremos ye poder utilizao nosotros en tolos contextos, tal y como se fai n’otres comunidaes que tienen llingua propia, y poder algamar l’estatus xurídicu, social y de prestixu qu’apurre la oficialidá. ¿En qué perxudica eso al señor Areces o al que nun quiera utilizala? ¿Ye eso inconstitucional? Paez más bien lo contrario, la constitución afala al usu y a la oficialidá de «las lenguas de España». ¿Entós, qué clase de broma ye esa de que somos una minoría? como si eso fuere una enfermedá, o dalgo contaxoso que tuviere que caltenenos aislaos. ¿Ónde ta’l problema de la oficialidá, al marxen del odiu visceral que-y tienen al emplegu de la llingua?estonoesunapipa

Los demás argumentos son del mesmu calter. Atrévense a falar de la enseñanza, cuando ye un desmadre total, dende la situación de los maestros d’asturianu, hasta la de los alumnos que nun puen estudiar la llingua porque nun se-yos ufierta nel so colexu o institutu. Que falen colos sindicatos del gremiu, a ver qué-yos dicen. Y lo del conflictu, bono, entovía ta llatiendo la polémica col Tribunal Constitucional pol emplegu de la llingua que, por cierto, dio la razón al so emplegu y llueu fallóse a la escontra. ¡De pena!

Pero nada d’esto importa. Yá podemos quedar enronquecíos de glayar les verdaes del barqueru. Na so prósima intervención, el señor presidente del Gobiernu Asturianu o cualquier miembru del so gabinete, o  del so partíu, saldrá a la palestra pa, al marxen d’argumentos o razonamientos, volver a cuntanos «el cuentu de la bona pipa». A ver si engañen a dalguién.