close
«¡Marchando, una de campaña!»

«¡Marchando, una de campaña!»

2011-05-161105Visitas

votacionesTantu tiempu esperando pa poder votar n’España, y agora tiénennos fartucos con tanta propaganda ellectoral. Y ye que resulta una mentira dicir que la campaña dura 15 díes. ¡Dura tol añu! Al día siguiente de les votaciones, y seya cual seya’l resultáu, empieza a preparase yá la prósima votación. Y, amás, como nun coinciden toles consultes al empar, pues un añu hai les xenerales, otru les parciales n’unes comunidaes, otru n’otres comunidaes, otru les europees… ¡tantu trabayu costaba faceles toes al mesmu tiempu…!

Lo cierto ye que nun pue lleese la prensa, pues too ta ocupao por declaraciones, caúna más babaya que l’anterior, pues yá nun caben más promeses que facer nin más culpes qu’echar a los demás. Col engañu añadíu de que paez que la xente va a votar por Zapatero o por Rajoy. ¡Pero, oiga, si esos señores nun se presenten! ¡Si lo qu’hai que solucionar nun ye lo del Fondu Monetariu Internacional, sinón lo de les guarderíes de los rapacinos…! En fin, que nos tienen aborrecíos. Y nada digamos de les encuestes. Ye que nun hai dos que seyan, nun yá iguales, sinón siquiera paecíes. Eso ye entovía menos ciencia que la economía. Cuasi hai que la poner al altor de la metereoloxía n’Asturies, col aquel de que ye más aburrida.

Ente toles coses que puen dicise d’esta campaña quiero destacar dalgunes: Primera, el llabor que ta faciendo la coalición Bloque por Asturies-UNA. Con un trabayu seriu, ensin cayer en demagoxes, nin buscar los titulares de la prensa. Pese a la marxinación que sufren nos medios de comunicación, que ye sangrante, les sos intervenciones siempre busquen plantear temes y aportar soluciones, en llugar de glayar muncho al alto la lleva y echar les culpes acampac3b1a-electoral la ilesia o los xueces, como faen otros. Y eso que d’esi tema podríen dase clases particulares. ¡Ánimo, pues! La xera yá ta fecha. Mui digna,tamién, la del PAS-URAS, lo mesmo ensin grandes estridencies, proponiendo mensaxes positivos y falando siempre de los problemes de casa, y non de «zapateraes o Rajoyaes». ¡Llástima que nun ficieren l’esfuerzu de presentase xuntos a estes elleiciones! ¿Tántes coses separten a les dos formaciones? ¿Nun podría haber un alcuerdu de mínimos? ¿Aprenderemos, pa futures ocasiones, a defendenos meyor de la dictadura de los partíos con intereses fuera d’Asturies?

Nel otru llau, la ridiculez de les coses que diz Izquierda Xunida. Nunca nun vi cosa más esquizofrénica. Nun se dexa dicir esi Cayo Lara que pide’l votu de los rebeldes asturianos… Ye de risa. Pero, bono, ¿vosotros nun tuvisteis nel Gobiernu? ¿Nun gobernásteis a lo llargo d’estos cuatro años con esos qu’agora resulta que son tan malos? ¿O ye que tabeis nun gobiernu paralelu, como si fuere’l «limbo» de los xustos? ¿De qué rebeldes fala esi paisano? Y ye que, una vuelta más, I.X. quier ser, al mesmu tiempu, gobiernu y oposición, y como diz el refrán asturianu: «Tocar y dir na procesión sólo lo fai’l gaiteru». En cuantes a la derecha, cada vuelta más radicalizada, nun soi a estremar unes propuestes d’otres, más que les descalificaciones personales. Pa una vez que podríen gobernar, tírense los trastos a la cabeza, como yá asocedió n’otros tiempos. Amás, paezme qu’enquivocaron el mensaxe. Nel Pais Vascu, por exemplu, ficiéron-y la campaña a Bildu. Toi seguru, y nun soi encuestador, de qu’una gran parte de la mocedá, sobre too en Guipuzcoa, va a da-yos el so votu. Gracies «a la derecha de la derecha» de Rajoy. Eso ensin falar de los mensaxes «racistes», como en Cataluña, o la presentación n’algunes llistes, de políticos pendientes de xuicios por corrupción, como en Valencia.

Bono, prometo nun volver a falar de campañes, nin de votaciones. Cuando pasen, yá se m’ocurrirá dalguna otra fatada. Hasta entós, habrá que siguir aguantando’l bombardéu diariu. Qué pase aína.