close
Don Burt Lancaster

Don Burt Lancaster

2013-11-05Burt Lancaster532Visitas

burt1Lleo nel periódicu qu’esti día cúmplense 100 años del nacimientu del gran actor Burt Lancaster. Burt fue un de los «mocinos» favoritos na mio infancia-xuventú. Actor de los que siempre t’enllenaba la pantalla, daba igual que’l so papel fuere grande o pequeñu porque siempre lu bordaba. Amás, Burt Lancaster fue meyorando col pasu los años, pasando de facer papelos d’aición o aventures a otros de más fondura sicolóxica. De les primeres películes que recuerdo, les d’aventures, téngolo pasao mui bien con «El halcón y la flecha» y con «El temible burlón» onde nun paraba de correr y de dar saltos, recordando que los sos anicios fueron como acróbata nun circu. Salía con él un amigu suyu, tamién saltimbanqui que facía papelos de «mudu». Nunca supi cómo se llamaba pero prestaríame homenaxealu mesmamente. Yera mui ocurrente. De les segundes películes, les de mayor fondura dramática, destacaría al criminal de guerra, el doctor Janning, de «Vencedores o vencidos» (Los xuicios de Nüremberg) onde daba una lleición d’interpretación nun papel tan asquerosu, pero qu’él consiguía enllenar de dignidá. Y, claro, n’ «El gatopardo«, onde facía del Príncipe de Salina, un aristócrata que ve cómo’l so antiguu mundu s’esbarrumba col Risorgimiento y la llegada de los garibaldinos, según la perguapa novela de Giuseppe Tomassi di Lampedusa. Y palo cabero, porque podría enrollame falando de les sos películes, el papel tan interesante que fizo na poco valorada película de Visconti, «Confidencias«, que a min me prestó pola vida, onde facía d’un vieyu profesor que vive nun palaciu destartaláu de Roma y tien por vecinos a una familia que lu enduviella nes sos disputes. Ellí trabayó cola guapísima Silvana Mangano, una muyer superinteresante.

Y esto ye too. Burt Lancaster ya morriere a mediaos de los años 90, pero como yo d’aquella nun tenía esti blogue, aprovecho pa face-y el mio particular homenaxe agora, que cumpliría 100 años. Una llástima qu’actores como él tengan qu’esapaecer. La suerte ye que podemos siguir viendo les sos películes. Por cierto, y casualmente, antiayer vi «Los profesionales» de Brooks, onde tamién facía un «papelón» xunto a otros grandes actores y la guapa Claudia Cardinale, cola que tamién compartió repartu n’ «El gatopardo«. En fin, Burt, si andes perehí arriba que sepas que me ficisti mui feliz. Un abrazu.