close

Mineros

2010-10-16chilenosMineros508Visitas

mineros-fuera ¿Qué pue dicise del tema de los mineros chilenos que nun se dixere yá? Pues, la verdá, poques coses, porque’l cubrimientu mediáticu de la noticia fue tan estensivu que vimos y sentimos tolo qu’abaxo y arriba pasó. Too terminó bien, dalgunos dicen que gracies a Dios, y otros qu’a la tecnoloxía y a la entereza de dalgunos paisanos qu’intervinieron ellí. Toos merecen felicitaciones, pero yo destacaría los dos que, personalmente, causáronme mayor impresión. El primeru’l xefe de turnu nel que trabayaben cuando se produxo l’accidente, Luis Urzúe. Él fue capaz d’organizar les tarees, de tener a la xente ocupao, de dar moral a toos, de facer les distribuciones d’alimentos y d’amatagar dalgún intentu de «rebelión» que surdió, y que nun frutió gracies a él. El segundu, polo que supón d’entrega a los demás, ye’l «rescatador» Manolo González, que fue’l primeru que baxó hasta los enzarraos y caltúvose ellí hasta ser l’últimu en xubir. Los d’abaxo taben ellí obligaos, por desgracia pa ellos, y fueron valientes aguantando los 70 díes, pero Manolo, que taba arriba, baxó voluntariamente a 700 metros de fondura, nun ascensorucu d’hoxalata que, a simple vista, paecía de xuguete, col riesgu de que la cosa saliere mal y, o s’escentellare, o tuviere que quedar abaxo colos sos compañeros. Nun tiempu d’individualismu, d’egoismos, de rechazos de persones por cualquier motivu, de nun querer saber unos d’otros, l’exemplu de Manolo González, un personaxe anónimu, da moral pa siguir lluchando polos demás.mineros-chilenos

Una nota más. Les condiciones de la mina, y de la organización del trabayu yeren pésimes. La mina yá tuviere zarrada durante años y nos últimos, hubo dellos muertos. La seguridá yera mínima. Y los mineros facíen unos turnos salvaxes: Siete díes trabayando abaxo y otres siete arriba. Claro que por eso había comida na galería y nun estrañaron tanto’l pasu del tiempu. Teníen un bon entrenamientu.

El presidente Piñera (llámase como’l personaxe de la mio novela «L’aire de les Castañes»), depués del so «bañu de mases», tien agora un difícil ya importante llabor que facer. Cumplir la promesa que-y fizo a Urzúe de que dalgo como esto nun pue volver a pasar. A ver si ye verdá.